Noticias | Agenda

Concierto

Las orquestas de Tenerife y Gran Canaria, unidas por primera vez

Las formaciones interpretarán este viernes la obra 'Gurrelieder', de Arnold Schönberg, en el 'Adán Martín'
11-01-2017 15:00
0 votos
 Orquesta Sinfónica de Tenerife

Orquesta Sinfónica de Tenerife

Las dos grandes orquestas de las islas, la Filarmónica de Gran Canaria y la Sinfónica de Tenerife, tocarán por primera vez juntas en un mismo escenario, para interpretar la obra "Gurrelieder", de Arnold Schönberg, en el Festival Internacional de Música de Canarias.

Los músicos de las dos formaciones se unirán en una sola bajo la dirección de Josep Pons, en dos conciertos que tendrán lugar este viernes 13 de enero en el Auditorio Adán Martín de Santa Cruz de Tenerife a las 20:30 horas y el sábado en el Alfredo Kraus de Las Palmas de Gran Canaria, en los que además tendrán la colaboración del Coro Filarmónico Eslovaco y el Coro de la Ópera de Tenerife.

En total, serán más de 300 músicos sobre el escenario para interpretar una partitura que Schönberg comenzó a escribir en 1901 y concluyó en 1911, para ser estrenada en 1913, recuerda el Gobierno de Canarias, en un comunicado.

La obra incluye cinco solistas y un narrador, que en Canarias serán Nikolai Schukoff (Waldemar), Irene Theorin (Tove), Charlotte Hellekant (Waldtaube), Andrew Foster-Williams (Bauer y narrador) y el tenor canario Gustavo Peña (Klaus).

El director Josep Pons, que estará al frente de ambos conciertos, dijo en rueda de prensa que una de las principales características de los "Gurrelieder" es su espectacularidad "aunque no se trata de vender las obras al peso" y probablemente, junto a la Octava de Mahler, es la que conlleva la orquesta más grande jamás diseñada.

Sin embargo Schönberg planteó este gran conjunto para tocar en el 90 por ciento del tiempo "pianisimo", es decir, la orquesta más grande debe sonar como un grupo de cámara en una pieza con una cantidad ingente de tonalidades y colores y que "seduce por su extrema belleza", explicó.

Pons, que actualmente es director musical del Gran Teatre del Liceu de Barcelona, detalló que Schönberg comenzó a escribir la obra en 1901, en una época de grandes oratorios y el apogeo de Mahler y Richard Strauss pero cuando la estrenó, en 1913 y con un éxito "atronador", el compositor se encontraba trabajando ya "en otro camino musical", el de "Pierrot lunaire" y "Erwartung".

La primera parte de los "Gurrelieder" (Canciones del castillo de Gurre) se basa en las canciones de amor, con textos del siglo XII, entre el rey Waldemar y su amante Tove hasta que de repente una paloma mensajera vuela para dar la noticia de que en un barco se traslada el féretro de Tove, mandada a asesinar por la celosa reina Helvig.

En la segunda parte, continuó Josep Pons, el rey Waldemar se enfrenta a Dios por la muerte de su amante y se declara su enemigo, de tal manera que el monarca y su ejército vagan día y noche arrasando campos y sin la posibilidad de morir, hasta que el destino se apiada de ellos para que descansen en paz.

"Es una obra que podría haber firmado Mahler" puesto que es del postromanticismo, no es dodecafónica y si Schönberg sólo hubiera compuesto los "Gurrelieder" en su trayectoria, estaría con derecho propio en la historia de la música "por su extrema belleza".

Pons admitió no obstante que como director, es una obra "difícil, dura y contundente" que cuesta mucho poner en pie "y que te agota, te vampiriza enormemente".

El director, que se enteró durante la rueda de prensa de que es la primera vez que se unen las dos orquestas clásicas canarias, rememoró que hizo el servicio militar en Gran Canaria y que cuando acudía a los conciertos en el Teatro Pérez Galdós le sorprendía ver entre el público "a Bernstein y a Justus Frantz".

El viceconsejero de Cultura del Gobierno de Canarias, Aurelio González, expresó el deseo del Ejecutivo de que con este concierto "el diálogo musical sea también un diálogo fraternal entre los canarios de todas las islas", y confió en que marque en este ámbito "un antes y un después".

José Luis Rivero, director insular de Cultura del Cabildo de Tenerife, coincidió en que los dos conciertos serán un símbolo del valor de identidad canaria, con sus dos grandes orquestas abordando una obra de la cultura internacional, un drama "épico que mezcla oratorio, lied y sinfonía, una epopeya musical".

Nino Díaz, coordinador de la actual edición del Festival de Música de Canarias, subrayó que los "Gurrelieder" son una de las experiencias únicas a las que puede acudir un oyente de música porque hay pocas oportunidades de escucharla debido a sus exigencias de plantel y bromeó con el hecho de que hay momentos en que se ha arrepentido de su programación porque "es un lío muy grande".

En la obra actuarán además los solistas Nikolai Schukoff, Irene Theorin, Charlotte Hellekant, Andrew Foster-Williams y el tenor canario Gustavo Peña y ambas sesiones estarán precedidas por una charla introductoria abierta al público acerca de los "Gurrelieder" por parte de la musicóloga Marina Hervás.

Ambas sesiones, en Tenerife y Gran Canaria, estarán precedidas por una charla introductoria al programa, a partir de las 20:00 horas, a cargo de la musicóloga Marina Hervás.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Encuentra los eventos de