Bacalao a la vasca

0 votos
Bacalao a la vasca

Aprende cómo elaborar esta tradicional receta de la cocina vasca

Ingredientes:

  • Para 4 personas:
  • 700 g de bacalao
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1/4 kg de almejas
  • 1 copa de vino blanco
  • 1 rama de perejil
  • aceite de oliva

El bacalao se corta en cuadrados regulares —de unos cuatro por cuatro centímetros—, se lava en agua abundante y se pone a remojo durante 24 horas, cambiando el agua tres o cuatro veces y lavando el bacalao y el propio recipiente en cada cambio.

 

Una vez desalado el pescado, se le quitan las espinas, se escama con cuidado y se coloca en una cazuela con la piel hacia arriba. Las almejas se ponen en un cazo al fuego con medio vaso de agua y, cuando comiencen a abrirse, se pasan a la cazuela con el bacalao; luego, se añade el agua de la cocción, después de colarla a través de un paño fino.

 

En una sartén con un chorrito de aceite caliente se sofríe la cebolla picada menuda y los ajos laminados; se agrega el perejil, machacado en el mortero y desleído con el vino blanco, y se deja cocer durante unos minutos.

 

A continuación, se vierte el sofrito sobre el bacalao y se deja cocer suavemente durante media hora. Se sirve en la misma cazuela y se puede adornar con tiras de pimiento asado.

Libro de recetas

Busca tus recetas escribiendo aquí el nombre del plato o alguno de sus ingredientes...

Actualidad

Aperitivos para las celebraciones navideñas

Recetas de entrantes para el menú de Navidad

Descubre cómo preparar cinco exquisitos aperitivos con los que sorprender a tus invitados

Tres recetas de chocolate

Tres recetas de chocolate sorprendentes

Descubre cómo hacer estofado de cerdo con salsa de cacao o crujiente de chocolate con fruta

Caviar Zar Imperial.

Nace Zar Imperial, la primera marca canaria de caviar

Los hermanos Carlos y Javier Cabrera, del Grupo Monkey, son los artífices de la idea

Cómo preparar el mejor pollo al horno

El truco definitivo para que el pollo te quede jugoso y crujiente

Te mostramos las claves infalibles para que tu plato no tenga nada que envidiar al de los mejores chefs